Imagen de Javier Martínez de la Puente. Sanfermin 2016.

La Mesa de los Sanfermines propondrá al lanzador del txupinazo y se establece una fórmula única: “Pamplonesas, pamploneses, ¡Viva San Fermín! Iruindarrak, ¡Gora San Fermín!”

El alcalde de Pamplona ha comunicado a la Mesa General de los Sanfermines que serán las asociaciones que la integran quienes escogerán a los cinco finalistas sobre los que votarán los ciudadanos de Pamplona entre el 5 y 22 de junio de 2017. El 23 de junio sabremos quién o qué institución abrirá la fiesta más grande del mundo. Además, se ha articulado esta votación y algunos detalles del Txupinazo en un reglamento del que destaca:

-Se podrá proponer a persona física o jurídica que lo autorice expresamente. La asociación o institución representada en la Mesa General de los Sanfermines presentará una breve memoria con los méritos a valorar, méritos centrados en la aportación que ha hecho a Pamplona en el ámbito social, académico, científico y cultural, y que respete los valores democráticos y de convivencia de la ciudad.

-Las 5 candidaturas más votadas en la Mesa General de Los Sanfermines pasarán a la valoración de la Comisión Técnica que estará compuesta por la dirección y secretaría técnica de las áreas de Gobierno Transparente; Cultura, Política Lingüística, Educación y Deporte y de Participación Ciudadana, Igualdad y Empoderamiento Social para comprobar que todas ellas cumplen los requisitos establecidos en el Reglamento de elección.

-No pueden hacer propuestas los partidos políticos ni los representantes municipales que integran la Mesa.

-Las candidaturas propuestas el año pasado no podrán repetirse este año y a partir de ahora, las candidaturas propuestas en ediciones anteriores deberán esperar al menos un año para volver a ser presentadas.

-Las palabras protocolarias que se dirán en el lanzamiento son ‘Pamplonesas, pamploneses, ¡Viva San Fermín! Iruindarrak, ¡Gora San Fermín!’, sin ningún tipo de añadido.

-Las personas empadronadas en Pamplona las que elijan a la persona física o entidad que haya destacado por haber realizado una aportación especial a la ciudad. Se ha estipulado que no podrá otorgarse este honor a partidos políticos, organizaciones sindicales, organizaciones empresariales ni a confesiones religiosas.

¿Cómo participar en el Txupinazo de Sanfermin?

Vivir el txupinazo entre la multitud es una experiencia bastante fuerte: el apiñamiento es terrible y no se puede mover ni un dedo. Hace un calor infernal, haga el tiempo que haga: de la masa sube un vaporcillo mezclado de sudor, champán y líquidos varios que te caen de todas partes (hay quienes hacen, incluso, unas mezclas realmente asquerosas: ketchup, cola cao, mostaza, harina, espuma de afeitar, etc.).

De los balcones tiran baldes de agua a la gente para aliviar la asfixia. Los empujones se transmiten por la multitud como una ola. En alguna de estas, grandes trozos de revoltijo humano se van al suelo, y hay un revuelo general para no pisotearlos. Una pasada. Después de estar en la plaza, la gente parece que sale de una lavadora vieja. Todos los años los servicios médicos atienden a muchos contusionados, desmayados y asfixiados, pero habitualmente no hay heridos de consideración.

© Javier Martínez de la Puente 
© Javier Martínez de la Puente

Consejos para el Txupinazo

Si quieres ver el Txupinazo con la gente sigue estos consejos. Si quieres verlo desde un lugar privilegiado, como si estuvieras en el Pit Lane de Monstecarlo o el Sambódromo, puedes alquilar un balcón en Sanfermin.com para ver el Chupinazo de Sanfermin 2017.

No puedes acceder con vidrio, la policía te lo quitará si lo intentas. Puedes conseguir champán o vino en plástico o brick en los establecimientos de la zona.

Protege tus pies. Las chanclas no son una buena opción, las botas de monte tampoco.

Tu ropa terminará sucia completamente de vino, sangría y champán. Moja y recibe con alegría, que se pasa mucho calor. Deja en casa la ropa que no quieras manchar ni estropear (este consejo vale para todo Sanfermin), así como la cámara de fotos (no vas a poder utilizarla, a no ser que sea acuática), y en general todos los objetos frágiles.

-Es costumbre llevar el pañuelo anudado a la muñeca o guardado en el bolsillo hasta que el txupinazo inaugura la fiesta. Después la costumbre invita a ponérselo donde a uno le venga en gana aunque principalmente la gente escoge el cuello. Es un gran comienzo.

No apto para claustrofóbicos -especialmente de 11 a 12-.

-En las últimas ediciones algunas personas se desnudan de alegría. Respétalos y respétalas y no toques a quien no quiere ser tocado. En Sanfermin, NO, también quiere decir NO.

El txupinazo no está hecho para los niños: aparte de que los pueden pisar , a su altura hace mucho más calor y hay menos aire.

Cuidado con tus cosas (llaves, dinero, documentación…), el txupinazo es el sitio ideal para perderlo todo, y si se te cae algo al suelo es imposible encontrarlo.