Adolfo Martineko amaiera arriskutsua

Los toros de Adolfo Martín protagonizan una carrera tranquila hasta el tramo de Telefónica-Callejón, donde embistieron a varios corredores sin producir heridas por asta

Argazkia: Javier Martínez

Llevaban once años sin participar en los encierros, y este año la ganadería de Adolfo Martín ha corrido provocando pocos incidentes y dejando a los mozos realizar bonitas carreras.
Los toros de Adolfo Martín han comenzado el encierro hermanados y cobijados detrás de los cabestros, que encabezaban la manada, hasta prácticamente la curva de Mercaderes. Ya en Estafeta uno de los toros ha tomado la delantera y se ha puesto en cabeza.

En este séptimo encierro el mayor peligro se ha dado en el tramo inicial de Telefónica-Callejón, donde un toro se ha quedado rezagado y ha embestido a un mozo, aunque sin llegar a herirle.

A los toros les ha costado entrar al corral, sobre todo a dos de ellos, que se han despistado en la Plaza de Toros y no se les conseguía guiar hasta el corral. En ese momento, como es habitual, se ha podido oír en la Plaza de Toros una grabación en la que se pedía a los corredores que no llamaran a los toros, con el fin de que pudieran entrar al corral sin generar ningún percance.

Finalmente, según el parte de heridos, se han producido 4 traslados a centros hospitalarios, todos ellos por contusiones y traumatismos.